Consejos para elegir un Termo

La elección de un Termo está directamente relacionada con la capacidad necesaria para el consumo de toda la familia sin que ello repercuta en el aumento desmesurado de la factura del gas o la electricidad. A la hora de elegir existen algunos factores que pueden ayudarte. Descubre a continuación todo lo que debes saber.

1º - ¿Qué tipo de termoacumulador elegir?

Existen termoacumuladores eléctricos y a Gas (Propano, Butano y Natural), por lo que el primer punto a la hora de elegir es comprobar la instalación que tienes en casa (a no ser que quieras cambiarla) y, a continuación, comparar los diferentes modelos compatibles con esa instalación. De nada servirá ilusionarse con un modelo que funciona con Gas Natural si en tu casa tienes Gas Butano.

2º - ¿Cuál es la capacidad ideal?

Existen termoacumuladores con capacidades entre los 15 y los 300 litros. La elección de la capacidad ideal varía según los hábitos diarios de todos los miembros de la familia. Esto quiere decir que cada uno tiene sus preferencias, por ejemplo, algunos prefieren una ducha rápida y otros un baño relajante, unos necesitan ducharse varias veces al día y otros una sola vez, por lo que el consumo de agua puede variar. Y estas preferencias son las que determinan si la capacidad del termoacumulador tiene que ser superior. Por ese motivo existen unas capacidades estándar aconsejables según el consumo. Por ejemplo, considerando que cada miembro de la familia consume una media de 40 litros de agua caliente al día, es posible encontrar una capacidad media adecuada. A esta capacidad media debemos sumarle un pequeño margen de algunos litros, pues es mejor contar con una capacidad un poco superior dado que, si se queda vacío, tardará algunas horas hasta volver a calentar la capacidad de agua soportada, y eso repercutirá en el aumento de la factura.

Capacidad (litros)
Puntos de Tiro 15 l 30/35 l 50 l 75/80 l 100 l 150 l 200 l 300 l
Uso Simple
Cocina
Lavabo
Ducha
Bañera
Uso Simultáneo
Cocina + Lavabo
Cocina + Lavabo + Ducha
Ducha(x2)
Bañera(x2)
Ducha(x3)
Bañera(x3)
Bañera(x4)

Suficiente

Recomendado

Óptimo

3º - ¿Cuál es el mejor material?

Además del tipo de producto y de la capacidad, otro factor esencial en la elección de un termoacumulador debe ser el material del que está constituido. La cuba del termoacumulador debe ser lo más aislada posible para garantizar que mantiene el agua caliente. Optar por modelos en cobre es aconsejable, pues son más resistentes que los de hierro o acero y no son tan propicios a problemas relacionados con la corrosión.



Suscríbete a nuestra newsletter

Estarás informado al momento de todas nuestras ofertas y novedades

Comparar Productos

    Comparar Productos

    ×
    Utilización de cookies:Al continuar con la navegación estás aceptando la utilización de cookies que permiten la prestación de servicios y ofertas adaptadas a tus intereses.Puedes comprobar la lista de cookies que utilizamos en cualquier momentoen esta página.