Se acerca el verano y con ello, los planes al aire libre. Tanto si tienes una casa con terreno como si quieres ir a pasar el día a alguna zona que permita el uso de barbacoas, tienes múltiples opciones.

TIPOS DE BARBACOAS

  1. De obra. Si tienes chalet o un terreno, sin duda estas son las más adecuadas. Se instalan una vez y duran muchos años, con el mantenimiento adecuado. Puedes diseñarlas a tu gusto, tamaño y prestaciones. Con doble parrilla, con plancha, con horno incluido, etc.

    Barbacoa de obra
  2. Barbacoa portátil: Este tipo de barbacoa son las más usadas, ya que no requieren obra, ni instalación y tienen mayor versatilidad, pudiendo colocarlas donde más te convenga e ir variando el lugar según te vaya bien. La otra gran ventaja, es la de poder transportarla fácilmente (dependiendo del tamaño), con lo que puedes llevarla de viaje o excursión.

Existen varios tipos, que te explicamos a continuación.

BARBACOA PORTÁTIL

Como te contaba, hay varios tipos:

  • Barbacoa de carbón portátil: Estas barbacoas, usan como combustible el carbón. Es fácil de conseguir, ya que se vende en cualquier establecimiento. Su tamaño es bastante reducido para facilitar su transporte. Incluyen una tapa para que se cocine mejor y reducir además, la salida de humos.
    Barbacoa de carbón portátil

     

  • Barbacoa de gas portátil: En cuanto al tamaño, también es reducido. En este caso, el combustible que usa es el gas. Esto es, que cuenta con una bombona de gas que va conectada a la barbacoa mediante una manguera. Las bombonas se encuentran fácilmente y son de tamaño reducido.

    Barbacoa de gas
  • Barbacoa eléctrica: Muy útil también si no queremos tener que preocuparnos de llevar el combustible. Más fácil de usar y de limpiar. El único inconveniente que podemos achacarle es que no nos sirve para cualquier lugar. Únicamente podemos utilizarla en viviendas o lugares que cuentes con una toma de corriente.
Barbacoa eléctrica