Qué es una silla ergonómica y cómo nos ayudan

En este artículo, resolveremos todas tus dudas acerca de las sillas ergonómicas, trataremos temas como: ¿qué son?, ¿para qué sirven?, ¿qué características tienen? y aprenderemos hasta como sentarse en ellas.

Sillas ergonomicas
Sillas ergonomicas

¿Qué es una silla ergonómica y para qué sirven?

Una silla ergonómica, es aquella cuyas regulaciones permiten ajustarla a la anatomía de cada persona. Su diseño se ha de adaptar a las formas del cuerpo asegurando así, que el reparto de presiones sea equilibrado. Todas estas regulaciones son un elemento clave para llegar a conseguir una postura saludable y confortable.

Además de para estar cómodos, las sillas ergonómicas nos ayudan a obtener una postura saludable, lo cual es algo muy interesante cuando pasamos una gran cantidad de horas sentados al día, ya sea trabajando en la oficina, en casa o simplemente jugando con el ordenador o la consola. Estas sillas nos ayudan, en cierta medida, a prevenir todos esos dolores que suelen estar ligados a haber estado sentados durante muchas horas con una mala postura.

¿Cómo debe ser una silla ergonómica?

Como ya hemos explicado, lo más importante de este tipo de sillas son sus regulaciones, las cuales nos permiten ajustar la silla hasta obtener una configuración que nos garantice ese estado de confort que tanto buscamos.

Entre las regulaciones que ha de tener una silla ergonómica encontramos las siguientes:

  • Asiento regulable en altura
  • Asiento regulable en profundidad
  • Respaldo reclinable
  • Soporte lumbar
  • Materiales que favorezcan la transpiración

¿Cómo sentarse en una silla ergonómica?

Esto es bastante sencillo, pero si nunca lo hemos hecho antes, podemos tener dudas. Únicamente debemos ajustarla hasta obtener una posición, cómoda, en la que busquemos apoyar la totalidad de la espalda en el respaldo de la silla (previamente ajustada a nuestras formas), los pies se han de apoyar en el suelo y el objeto al que estemos mirando, generalmente una pantalla, debe quedarnos a la altura de los ojos para evitar inclinar el cuello hacía abajo.

 

SILLAS ERGONÓMICAS EN WORTEN