Mejores maneras de refrescar la casa

¿Tienes una casa cálida?
¿Tienes una casa cálida?

El verano está a punto de llegar, y eso significa que pronto ansiaremos tener un aire acondicionado lo más cerca posible. Durante el día, y también en las noches más calurosas, es imprescindible refrescar la casa. Ya sea a través del aire acondicionado o con técnicas más caseras, hay varias maneras de hacer que el termómetro baje algunos grados.

Mantener las ventanas cerradas

Durante el día, y mientras estés fuera de casa, mantén las ventanas cerradas y las cortinas echadas. Puede parecer una sugerencia obvia, pero evitar la luz solar directa es suficiente para tener un impacto significativo en la temperatura interna de la casa.

A veces el calor en casa puede ser sofocante
A veces el calor en casa puede ser sofocante

Cerrar las puertas

Durante el día deje las puertas de la casa cerradas, para evitar que el aire fresco salga de las habitaciones. Por el contrario, por la noche, cuando las temperaturas son más cálidas, mantén las puertas abiertas para que el aire circule.

Use la campana extractora

Si tienes una campana extractora en el baño o la cocina, enciéndela después de ducharte o cuando cocines, ya que es la forma más rápida de disipar el calor y la humedad. Es la manera más fácil, pero si no tiene una campana extractora, abre una ventana inmediatamente después.

Aire acondicionado y ventiladores

La tecnología puede ser un gran aliado para aliviar el calor. Hay ventiladores, columnas de aire y aire acondicionado (puede ser fijo o portátil, dependiendo de la estructura de su casa). Mientras que algunos aparatos hacen circular el aire, otros no lo hacen – dependiendo de tus necesidades; en definitiva, hay diferentes productos para ayudar combatir las altas temperaturas.

Hay que prepararse para combatir el calor en verano
Hay que prepararse para combatir el calor en verano

Cambiar las bombillas

Esta podría ser una razón más para deshacerte de las luces incandescentes, estas lámparas pierden el 90% de su potencia en calor y consumen más energía, lo ideal es pasar a los LEDs: son más económicos y no se calientan.

Plantas, plantas y más plantas

Si tienes un jardín, puedes plantar árboles y plantas delante de las ventanas para bloquear la entrada directa del sol. Crearán sombra y reducirá así la temperatura ambiente. En el interior de la casa, las plantas ayudan a mantener el nivel de humedad en el aire, que es importante para regular y estabilizar la temperatura.

Desconexión de las fuentes de calor

Evita conectar demasiados aparatos electrónicos al mismo tiempo, ya que el uso de la electricidad genera calor y, en días calurosos, los propios aparatos se calientan. En la cocina, opta por comidas frías, que no necesiten horno o estufa para ser cocinadas. Finalmente, siempre es bueno recordar apagar las bombillas que no se están usando.

El aire acondicionado es tu mejor aliado en los días más calurosos del verano
El aire acondicionado es tu mejor aliado en los días más calurosos del verano

Consejos para aliviar el calor

Si tu casa está muy expuesta al sol o si el aislamiento térmico no es el mejor, y después de aplicar los consejos que anteriores, hay también algunos trucos que podemos poner en práctica en la vida diaria:

  • Usar ropa fresca: Las prendas ligeras con materiales naturales proporcionan una mayor transpirabilidad y frescura. Lo mismo ocurre con la ropa de cama: el cambio de sábanas es refrescante y los tejidos de algodón son los más adecuados para los días cálidos.
  • Beber líquidos: Mantenerse hidratado con agua o té helado es la mejor manera de poder soportar el calor, llevar ropa suelta y no estar demasiado expuesto a altas temperaturas también ayuda.
  • Refrescar el cuerpo con agua: Además de beber agua y usar ropa ligera, también suele aliviar echarse agua y refrescarse de forma inmediata, o tratar de ponerse un paño frío o húmedo en las muñecas o el cuello.