Casi todos los smartphones de última generación ya incluyen la posibilidad de cargar la batería de forma inalámbrica, para lo cual tan sólo es necesario acercar el teléfono a una base especial para que empiece a acumular energía como por arte de magia, sin cables ni conectores de por medio. Es más, incluso el fabricante MEIZU ha desarrollado el MEIZU Zero, un terminal que no cuenta con ningún puerto de entrada, ni de auriculares ni de carga ni para tarjeta SIM, en una clara muestra de lo que nos depara el futuro.

La tecnología de carga inalámbrica no es nueva. Se basa en la generación de una corriente eléctrica por inducción de la misma, gracias al uso de un bobinado metálico en espiral que se incluye dentro del aparato que recibirá dicha carga. Es un método seguro y eficaz para cargar una pequeña batería y que evita en gran medida los cables y los problemas derivados de los cargadores habituales.

Carga tu smartphone de forma inalámbrica y olvídate de los cables
Carga tu smartphone de forma inalámbrica y olvídate de los cables

Seguramente te suenen las “cocinas de inducción” como alternativa a la omnipresente vitrocerámica. Pues bien, el principio es exactamente el mismo salvo que en lugar de calentar la base de la sartén mediante ese bobinado, en el smartphone se conduce la energía hasta el circuito de alimentación del mismo el cual es el encargado de almacenarla en la batería.

El cargador inalámbrico para teléfonos móviles sigue el estándar Qi, el cual define la tecnología que se utiliza de forma que el mayor número de terminales sea compatible con estos cargadores. Suele tener la forma circular del bobinado eléctrico que hay bajo el mismo y no es mucho más ancho que un lápiz por lo que es ideal para tener en la mesita de noche donde podemos dejar descansar el smartphone sobre el mismo y cargará su batería sin necesidad de andar buscando el conector a oscuras, o en la mesa de la oficina para tener nuestro teléfono siempre a mano y siempre cargado.

Hay muchos modelos en el mercado, algunos de ellos cuentan con otras características más avanzadas como el SAMSUNG DeX Station, el cual incorpora entradas para accesorios como un teclado y un ratón para convertir tu teléfono en un ordenador de sobremesa, e incluso baterías portátiles como las GUESS que son verdaderamente cómodas, ¡sólo tienes que guardar el smartphone en el mismo bolsillo para que empiece a cargar!

No lo dudes, visita nuestra selección de cargadores inalámbricos y olvídate de los cables.